Ahorrar en gasolina, algunos trucos y consejos practicos para tu vehiculo

Consejos practicos para el ahorro de gasolina

Debes tener claro que en un coche existen muchos gastos que debes asumir para que puedas desplazarte fácilmente y el consumo de gasolina es uno de ellos. Puedes encontrar los mejores repuestos de segunda mano aquí, para que puedas reparar tu motor y mantenerlo funcionando de una forma apropiada.

Sin embargo, incluso cuando el motor está en buen estado, puedes comenzar a aplicar algunos consejos para ahorrar gasolina. Estos los reuní en este post con la finalidad de que puedas aplicarlos y que así el coste de la gasolina se reduzca sustancialmente.

¿Cómo puedes ahorrar gasolina?

Para el ahorro de gasolina no existe una fórmula mágica, pero si aplicas los consejos que te traigo hoy podrías ahorrar hasta un 20% del consumo total de gasolina:

Usa rutas eficientes

Debes tener claro que mientras más cortas sean las rutas que tomes para llegar a tus destinos menos gasolina estarás consumiendo. En todo caso, debes asegurarte de tener un buen GPS en tu coche con reporte del tráfico en vivo para evitar escoger rutas poco eficientes.

Se recomienda hacer la planificación de tus rutas siempre antes de encender el motor, porque así te asegurarás de no consumir gasolina mientras realizas la planificación. Así te asegurarás de conseguir un gran ahorro de gasolina.

No lleves cosas innecesarias

En la mayoría de los coches, se llevan cosas que no se deben llevar a todas partes y que se podrían dejar en casa. Los expertos estiman que aproximadamente 100KG de peso de lo que llevas en tu coche no deberían estar allí.

Por este motivo, debes realizar una limpieza de tu vehículo y sacar todo lo que no necesites, dejándolo en casa. Recuerda que, estos 100KG equivalen aproximadamente a un pasajero extra, lo que implicará que el motor tendrá que esforzarse más y por lo tanto gastarás más gasolina.

Verifica la presión de los neumáticos

Los neumáticos juegan un papel fundamental en el ahorro de gasolina en un vehículo, en especial porque así tendrás una menor resistencia a la rodadura. Debes tener unos protocolos para revisar la presión de los neumáticos por lo menos una vez cada 15 días para asegurarse de que sea óptima.

En caso de que la presión sea demasiado baja el motor tendrá que esforzarse mucho más para mover el coche. Por consiguiente, el consumo de gasolina aumentará, por lo que no es aconsejable tener una presión en los neumáticos demasiado baja.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *