Cómo elegir la toalla perfecta para tus vacaciones

Cada año, el número de personas con problemas epidérmicos aumenta. Psoriasis, piel atópica, eczemas, urticarias, hongos, alergias… y un largo etcétera de afecciones que nos impiden disfrutar de la playa y las tardes de sol.

La humedad en el ambiente y utilizar prendas no adecuadas, agravan la situación. Por ello es muy importante elegir la toalla perfecta para tus vacaciones. Es uno de los complementos icónicos del verano.

Si tienes problemas en la piel, apunta estos consejos y descubre cuáles son las más recomendadas.

 

TOALLAS RECOMENDADAS PARA PROBLEMAS EN LA PIEL

Para que tu piel no sufra en verano, nuestra recomendación es que compres toallas fabricadas con algodón natural 100%. Es imprescindible que te fijes en el material, su elaboración y la calidad del tejido.

Muchas toallas indicadas que son de algodón, pero en su etiquetado puedes descubrir que realmente es mezcla, aunque sea 80% de este material.

 

Las toallas de algodón requieren que un lavado especial en agua fría para conservar sus cualidades. Sin embargo, siempre tendrás una toalla mucho más suave, higiénica y agradable al tacto que otras con confección sintética. Además, suelen ser toallas de gran absorción, ideales para el verano.

Es fácil que encuentres toallas de playa 100% de algodón con modelos infantiles. Los bebés tienen la piel muy delicada y prácticamente todas las prendas para ellos se fabrican con tejidos naturales.

 

¿Por qué algodón 100% para la piel delicada?

 

Si te estas preguntando por qué tienes que elegir tu toalla de algodón 100% es sencillo.

El algodón orgánico es un material hipoalergénico, es decir, catalogado como material con pocas o nulas posibilidades de producir alergia. Las prendas de algodón están fabricadas con toda la pureza del material, extraído directamente de la naturaleza, sin químicos ni pesticidas. Tampoco necesita de blanqueantes ni tintes en su tratamiento, lo que hace que conserve todas sus propiedades naturales.

 

El algodón es un tejido transpirable y antibacterias. La humedad no se queda y, por tanto, las fibras no generan bacterias que puedan empeorar las afecciones de la piel. Elegir una toalla de algodón es la mejor idea para el verano, ya que esta prende tiende a estar en continuo remojo con las entradas y salidas al agua.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *